La luna en el champán

Kay Francis (Mariette), Herbert Marshall (Gaston) y Miriam Hopkins (Lily), el trío protagonista de una de las comedias más perfectas del director berlinés

TROUBLE IN PARADISE (Un ladrón en la alcoba, Ernst Lubitsch, 1932)

«COMENZAR SIEMPRE ES DIFÍCIL», asegura el ladrón de guante blanco Gaston Monescu al camarero que se dispone a servirle una exquisita cena en su palazzo veneciano. Las palabras del falso barón se refieren al primer plato pero también al amor, pues se trata de una velada galante en la que, además de la etiqueta, se exige «la luna en el champán», indispensable para la conquista.

Sigue leyendo